Notas sobre la década (4): Los movimientos de resitencia global y el Cambio Climático

Otro aspecto que ha marcado la primera década del siglo XXI son los grandes movimientos de resistencia global: contra la globalización y la guerra de Iraq primero; y contra el Cambio Climático después. En efecto, el primer lustro de la década estuvo marcado por la oposición a la globalización económica, culpable de todos los males del planeta: desde la pobreza endémica en África hasta la guerra de Iraq. Los alter mundistas demostraron su capacidad de movilización en Seatlle, Praga o Barcelona, y coparon portadas de medios de todo el mundo (muchas veces por ataques contra la policía y actos de vandalismo), mientras organizaban un foro alternativo para discutir sobre temas sociales: el Foro Social Mundial (cuya primera edición se celebro en Porto Alegre en 2001). Sin embargo, su inconsistencia e incoherencia intelectual, sumada a la apabullante evidencia empírica sobre los beneficios que la globalización a traído durante estos últimos años a países como China, India, Vietnam, Indonesia, Sudáfrica o Brasil, ha dejado en entredicho a estos grupos que, con el tiempo, han ido despertando menos simpatías.

Sin embargo, si algo caracteriza el socialismo que quedó después de la caída de muro de Berlín es su capacidad de reinventarse a sí mismo. De esta forma, el socialismo ha ido mutando del rojo al verde durante los últimos veinte años. Así, llegamos al boom del Cambio Climático. La teoría del cambio climático de origen antropológico no es de ayer – la primera predicción climática catastrófica debido a la acción del hombre la hizo James Hansen en 1988–, pero estas teorías no se popularizaron hasta 2006 con el docu-drama del activista Albert Gore, Una verdad incomoda. Independientemente del análisis que cada uno haga al respecto, lo cierto es que el Cambio Climático es uno de los grandes temas en los foros de debate global, así como el origen de multitud de movilizaciones, titulares catastróficos (los que venden), y muchas de las nuevas regulaciones que se han ido aprobando estos últimos años en muchas naciones occidentales, que incluyen el mega estímulo a las energías renovables, entre otras medidas de carácter intervencionista. Sin embargo, se trata, en mi opinión, de un debate todavía muy verde, sesgado políticamente, en el que quedan muchas cuestiones abiertas por responder.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: