Viaje a la libertad económica

Animado por una entrevista de dos amigos liberales, Gabriel Colominas y Álex Bové, el domingo leo Viaje a la libertad de Daniel Lacalle. Digo lo de “animado gracias a” porque desde el inicio de la crisis el número de libros sobre la crisis ha aumentado vertiginosamente sin que a este aumento haya venido acompañado de la correspondiente calidad. En efecto, estamos inundados de datos e información, pero andamos muy parcos en conocimiento y ya no digamos criterio económico para evaluar los temas.

Para poder tomar decisiones en la vida, de cualquier tipo, hacen falta básicamente dos cosas: información, que obtenemos a través del estudio y la lectura; y criterio, que vamos adquiriendo con la experiencia y la praxis. El libro que reseño está escrito por una persona informada y con criterio, de ahí mi recomendación.

El libro presenta, si digo viaje personal del autor quizás será demasiado, pero si me parece correcto hablar de testimonio personal del autor en su viaje intelectual y de crecimiento personal en el que, a través de diferentes episodios, se conduce a la conclusión que articula todo el relato: por qué el gasto esclaviza y la austeridad libera. En suma, el libro constituye un potente alegato en defensa de los mercados y como estos –contrariamente  a lo que en todavía amplios círculos sociales se cree – éstos son indispensables para construir sociedades justas y prósperas y, muy especialmente, para que esta justicia y prosperidad llegue a los más débiles y desamparados.

Este alegato, como decía, no sigue la estructura clásica de ningún manual de economía o de libro de texto sino que fluye de manera muy ágil y dinámica en breves capítulos –hasta un total de treinta y cinco– en donde se pone en tela de juicio diversos temas de actualidad que abarcan desde la presente crisis y las políticas para sacarnos de ésta hasta el debate en torno la energía. En cada uno de estos capítulos el autor cita las obras que le han ayudado a llegar a estas conclusiones, pone ejemplos y, en definitiva, comparte con el lector su experiencia vital haciéndole partícipe del que ha sido su crecimiento profesional e intelectual. Todo lo anterior se realiza a través de una prosa sencilla, ágil y efectiva.

Además, realiza este viaje con las alforjas llenas. Le dice don Quijote a Maese Pedro: “El que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho”. Lacalle es un autor leído y viajado. Es por eso, que uno de los factores que explican el éxito del libro de Lacalle es la existencia de un importante capital previo por parte del autor, en forma de bagaje familiar (del que el autor da algunas pinceladas muy interesantes), académico y laboral, y que se pone al servicio de la historia y de los argumentos que se quieren transmitir al futuro lector. Esta doble visión académica y profesional es lo que le da al libro un plus adicional con respecto a otras obras del género.

La argumentación general que nos ofrece el libro tiene un anclaje en el liberalismo clásico que mejor se sintetiza en las obras clásicas de Mises y Hayek. Este sólido anclaje que transmite el autor es lo que permite luego ser transversal y permeable a la hora de realizar este particular viaje y a lo largo de sus más de 380 páginas desfilan autores de diferentes corrientes y pensadores, clásicos y modernos, de aquí y de fuera, que ayudan al lector inexperto adquirir un marco de referencia en donde se mueve el pensamiento económico (desde todos sus ámbitos: desde el más filosófico al más financiero) en nuestros. Así, por el libro de Lacalle desfilan desde el bueno de Julian Simon hasta Aristóteles, pasando por Keynes/Hayek o algunos de los economistas más influyentes hoy en día en el ámbito mundial (para bien y para mal) como Krugman, Stiglitz, Acemoglu, Rogoff o Taleb, entre otras muchas otras referencias en las que se incluye la de buenos amigos como la profesora María Blanco y el profesor Juan Ramón Rallo.

El viaje ofrece al lector el marco de referencia básico (añado actual) de lo son los fundamentos del liberalismo y el armazón teórico necesario para interpretar la compleja y difícil coyuntura económica y social en la que nos encontramos y que, como dicta la lógica más elemental, sino somos capaces de establecer un diagnóstico dar con las políticas adecuadas es imposible.

Postscriptum

El libro solo tiene un fallo. Más que fallo es una apreciación personal de quién firma esta crítica. El autor introduce la “curva de Laffer” pero su representación no resulta del todo precisa. La llamada “curva de Laffer” es una simplificación teórica realizada en la década de los años 70s y popularizada durante la presidencia Reagan, por la cual se señala la existencia de un óptimo en la relación entre tipo impositivo (presión fiscal) y la recaudación obtenida por parte del Estado. De esta manera, y de forma ciertamente intuitiva, se observa como en entornos en donde la presión fiscal es muy elevada, por ejemplo España actualmente (pero se puede generalizar al conjunto de los países desarrollados), una bajada en los gravámenes fiscales se traduce en mayores ingresos fiscales, no menos, debido al efecto positivo que tiene el liberar carga fiscal sobre el tejido productivo. En suma, existen más y potentes incentivos al trabajo y al ahorro lo que se traduce en mayor actividad económica y, a la postre, también en una mayor recaudación.

Arthur Laffer dibujo esta relación en forma de “seno” (ver www.laffercenter.com) y no de “U” invertida, como aparece en el libro de Lacalle, para enfatizar el hecho de que esta relación no se puede medir mediante ninguna función. De esta manera Laffer, al expresar su relación en una curva paralela al eje de las ordenadas (Y), evitaba confusiones con un último toque de genialidad que, además, entronca con el papel que se le da a las matemáticas dentro del debate metodológico que se dio entorno a finales del siglo XIX entre la escuela Histórica y la Austriaca (pero eso ya eso otro artículo).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: