De todos los libros escritos por Niall Ferguson Civilization probablemente sea su obra más completa y la que, en parte, mejor sintetiza su visión de la Historia. En esta obra, el profesor de Historia en Stanford aborda de forma sintética la cuestión referente al auge y dominio Europeo durante los últimos cinco siglos lo que los expertos denominan la “gran divergencia”: los motivos que ayudan a entender por qué Europa, y no China (por ejemplo), desarrolló la Revolución industrial a finales del s. XVIII y que dio a Occidente una ventaja competitiva que ha durado hasta nuestros días.

Ferguson identifica hasta seis ideas/instituciones – él usa el término “application killers” –, que tuvieron lugar únicamente en la fragmentada Europa. Estos elementos, a medida que han sido adoptadas por el resto de civilizaciones también explicarían la “gran convergencia” que ha tenido lugar desde el final de la Segunda Guerra Mundial. En efecto, para Ferguson, el requilibrio de fuerzas que estamos viviendo en la actualidad entre Occidente y Oriente -una de las grandes cuestiones de nuestro tiempo- se explica, en gran medida, ya que el grueso de países Asiáticos, muy especialmente China, han ido adoptando (adaptando) estas ideas.

Un de las grandes conclusiones del libro -en línea con otras obras del autor-, es que de estas seis instituciones que identifica Ferguson como “claves” para el desarrollo de la civilización la más importante es el rule of law; justamente una de las que China tienen pendiente de desarrollar (si es que la desarrolla algún día).

El libro lleva a cabo un gran ejercicio de simplificación que facilita su lectura y acerca la gran cuestión de la “gran divergencia/convergencia” al gran público  pero que al mismo tiempo ha sido objeto de críticas por sus detractores (véase por ejemplo la reseña del libro del periódico The Guardian) que también ha criticado el carácter excesivamente anglófilo del libro.

Desde un punto de vista estrictamente personal, pese a lo interesante de la lectura, Ferguson deja algunos elementos fuera de plano y su marcado acento anglófilo -el libro sigue (hasta cierto punto) la interpretación Whig de la Historia- y que, a la postre, limita el alcance de sus conclusiones. Basta pensar en el desarrollo de China -que se ha desarrollado al margen del “rule of law” inglés- y que pone a prueba, al menos en parte, la tesis central del autor.

En cualquier caso, la obra de Ferguson – especial énfasis en The Cash NexusThe Ascent of Money y ahora Civilization – es especialmente estimulante y me parece fundamental para tener una correcta visión global de nuestro entorno actual y los cambios que estamos experimentando en el Orden Global. Ferguson ayuda a simplificar temas que a priori podrían parecer inabordables y los trata con un ángulo distinto, fresco y hasta cierto punto innovador.

Cuadro resumen libro

untitled

Advertisements